La unión hace la fuerza

La muerte se nos presenta como el fin de un ciclo y nacimiento de otro. El dolor, la pena de quién parte al lugar oculto en la Cordillera de Nahuelbuta, en la araucanía, a encontrarse con sus kuyfikeche antiguos. Al entrar a este lugar se pueden ver una gran cantidad de Vilü culebras colgadas, aumandose bajo las brasas.Hay una gran mesa larga donde están todos con su Nütram conversación, esta lleno este lugar. Casi todos llegaron. Ahí veo a lonkos y machis.

Estamos a los pies de un Mawida cerro. Hay niebla mañanera. Niebla mas humo. Se siente bien. Pero ellos no están bién. Denotan una gran preocupación. Ellos están conversando preocupados. De hecho mi presencia parece no notarse. Me acerco. Pu peñi los hermanos están conversando con sus lamgen hermanas. Una noticia los tiene inquietos. Pronto este lugar será arrasado por las forestales. La tierra ya esta demasiado cansada y conserva sus últimos respiros. Los seres humanos traicionaron su confianza y se entregaron al enemigo. Combaten estos nuevos aliados sin humanidad. Ahora son seres sin alma. Son hombres, son mujeres, son niños con la piel dura.

Despierto. Era un sueño. Después de un rato en la humanidad me doy cuenta que no era ilusión. Pero aún tenemos tiempo para evitarlo. Busco aliados. Inche kamölfvnche soy gente de sangre, al parecer diferente, que ha nacido en su territorio y que ha vivido en relativa armonía junto a ustedes mis hermanos. Vuestra Mapu Ñuke es también mi Madre Tierra. Estamos en la misma defensa por ella. Y estamos a la vez protegidos por ella. Pero no podemos dar esta batalla solos, debemos buscar ayuda, alianzas. No debemos repetir la historia de hace cien años. De eso debemos sacar enseñanzas, eso significa que debemos formar un solo ser. Y este híbrido que formemos deberá hacer frente al monstruo de la globalización. Se acerca la batalla final. No podemos perder tiempo. Este es el momento, están las condiciones dadas para formar una nación fuerte. Debemos concentrar todas nuestras fuerzas, mas el último respiro de la Mapu Ñuke Madre Tierra. Ella se dormirá por un tiempo. Estará descansando después de cientos de años de humillaciones, miles de años de despreció. NOSOTROS UNIDOS PELEAREMOS PARA DEFENDERLA Y DEJAR COMO LEGADO A NUESTROS HIJOS Y NIETOS, UNA MAPU ÑUKE EN PAZ Y ARMONÍA. UNAMONOS. SEAMOS UN SOLO SER. SIN DIVISIONES NI TRAICIONES, YA NO MÁS. BASTA DE INJUSTICIAS CON LA TIERRA Y SU GENTE.

Anuncios

One thought on “La unión hace la fuerza

  1. Anónimo

    Somos una organización comunitaria por la defensa del agua llamada Nguallen Pelu Mapu, que en castellano signficia algo asi como protectores de la tierra. Nuestra organización esta formada por cerca de 20 personas, entre mapuche, campesinos y algunos chilenos. Nosotros somos de Los Sauces IX región de la araucanía. Nuestro territorio ha sido saqueado y destruído desde hace poco mas de 100 años, por personas ajenas, venidas de otras partes del mundo. Nuestro Territorio antiguamente era una selva espesa, con miles de especies de flora y fauna, árboles milenarios como el Pelliñ o la Araucaria; animales como el Pangi (Puma). Nuestros abuelos bosques fueron talados y puesto siembras en su lugar. Eso agotó mucho la riqueza de nutrientes de la tierra. Actualmente el problema se ha acentuado, ya que apareció un enemigo mucho mas peligroso, que amenaza con destruir nuestra tierra y extirminarnos. Son las plantaciones forestales. Pinos y eucaliptos, seres vivos, que han sido geneteticamente modificados secan nuestras aguas, obligando a nuestra gente a irse a lugares ajenos de sus lugares de origen. Nuestro problema se acentúa, ya que los emrpesarios para proteger sus plantaciones, vierten sin control alguno, enormes cantidades de tóxicos pesticidas. Como resultado ya han muerto dos niños y una anciana, y enfermado una decena de personas mas. Hemos hablado con distintas autoridades, intendentes, gobernadores, diputados, senadores, todos ellos concientes de nuestra situación, pero nos ofrecen medidas mediocres, que solo favorecen losintereses economicos de los empresarios. En conjkunto con distintas comunidades y organizaciones mapuche, marchamos durante tres dias en el mes de marzo, mas de 100 kilometros hasta la capital regional, temuco. Alla fuimos recibidos por carabineros, armados con escudos, cascos y armas de fuego. Los marchantes eramos jóvenes, niños, mujeres, ancianos, ancianas, machis, longkos, dirigentes, que como únicas armas llevabamos tocando nuestros instrumentos, nuestros gritos de fuerza, nuestros carteles de denuncia. Prometieron escucharnos, nos dijeron: “dialoguemos”. No hubo dialogo. Solo nos pusieron sus alternativas, sin siquiera analizar las nuestras, ni menos si sus alternativas nos iban a beneficiar. Por ello que no nos queda otra salida que luchar por lo mas valioso que tenemos, nuestros hijos, nietos y sus descendientes, para que ellos disfrutan de una mapu en paz y armonía. PANGINEWEN

Responder

Introduce tus datos o haz clic en un icono para iniciar sesión:

Logo de WordPress.com

Estás comentando usando tu cuenta de WordPress.com. Cerrar sesión / Cambiar )

Imagen de Twitter

Estás comentando usando tu cuenta de Twitter. Cerrar sesión / Cambiar )

Foto de Facebook

Estás comentando usando tu cuenta de Facebook. Cerrar sesión / Cambiar )

Google+ photo

Estás comentando usando tu cuenta de Google+. Cerrar sesión / Cambiar )

Conectando a %s